Cuatro riesgos a los que se expone personal de Emaseo en Quito

ABR, 16, 2018 |

MAQUINARIA. El barrido mecánico se realiza con un vehículo especial en el que trabajan tres personas.

La segunda vez que aprendió a caminar, Edison Gavilánez tenía 20 años. Empezó de a poco como cuando era niño. Habían pasado más de seis meses desde que un auto se impactó contra sus piernas y lo dejó inmóvil.

Del accidente recuerda casi todo, incluso la descripción del vehículo: fue un Grand Vitara blanco. La ruta de ese día era en el sur de Quito y él iba colgado en la parte de atrás del carro de recolección de basura. Se detuvieron cerca del hotel Ajaví y todos escucharon el impacto.

“El fierro del camión se hundió, pero mis piernas resistieron”, cuenta el joven de 24 años, quien ahora trabaja como conductor y operador de la maquinaria de hidrolavado de la Empresa Pública Metropolitana de Aseo de Quito (Emaseo).

Fue uno de los casos que suceden con menos frecuencia, al contrario de otros incidentes con los que sí han lidiado quienes trabajan en la parte operativa de la empresa.
 

35
accidentes laborales se reportaron en Emaseo entre enero de 2017 y marzo de 2018.
Incidentes laborales

Más que accidentes o enfermedades laborales, Patricio Martínez, director administrativo y de Talento Humano de Emaseo, menciona que se puede hablar de incidentes a los que están expuestos los trabajadores. Aunque existen distintos riesgos relacionados con el puesto en el que se desempeñan, “no hay ninguna diferencia entre las normas de seguridad ocupacional de ellos”, agrega el administrativo.
 

Entre las anécdotas de quienes han laborado en la recolección de basura no faltan las historias de persecuciones de perros o de cortaduras con vidrios que no están bien clasificados. Entre risas, Verónica Mejía recuerda que el primer día de trabajo como gestora de Emaseo se enfrentó a uno de sus peores miedos.

Era la encargada de barrer en la Av. Mariana de Jesús (norte de la ciudad) y en su trayectoria encontró una rata muerta. Se asustó tanto que la recogió con los ojos cerrados.

LABOR. Los gestores encargados del barrido manual a diario están en contacto con la basura que se genera en la ciudad.

Son precisamente los cortes con vidrios, pinchazos y mordeduras de animales domésticos tres de los riesgos a los que se enfrentan. Martínez asegura que son situaciones esporádicas y que recientemente no se han registrado problemas graves con el personal.

El uso del equipo adecuado es obligatorio y la empresa tiene que proveerlo. Consta de botas, chaleco, guantes, mascarilla y uniforme. Dependiendo del horario de trabajo, la ropa debe tener cintas reflectivas y también se entregan chompas para el frío. Cuando algún elemento esté deteriorado, los trabajadores deben acercarse al supervisor para que les entregue uno nuevo.

En todos los camiones de recolección se llevan botiquines para los percances menores, pero cuando hay un problema mayor, los trabajadores pueden ser atendidos en los centros operativos de La Forestal y la Occidental. Ahí hay personal médico que puede revisarlos y administrarles medicina, dependiendo del caso.
 

Mordeduras de perros

Con respecto a las mordeduras de animales, Jonhy Quiguiri, líder de Seguridad y Salud Industrial de Emaseo, explica que son esporádicas. A veces atacan a los recolectores en los puntos de acopio.

En esas situaciones la atención es inmediata. Los exámenes de laboratorio para el control de la salud se realizan cada año. Cuando terminan la jornada, quienes laboran en recolección llegan a los centros operativos donde pueden ducharse y salir a sus casas sin la ropa de trabajo. (PCV)
 

Datos
Personal operativo


1.066 personas trabajan con contrato indefinido en Emaseo.

600 personas están empleadas por la contingencia desde diciembre, una gran parte son mujeres.

 

EQUIPO. Botas, guantes, mascarilla y uniforme son parte del equipo de protección de los trabajadores de Emaseo.

Rol de los trabajadores

En la historia de Edison Gavilánez, en la cual un carro impactó contra sus piernas y lo dejó inmóvil, jugó un papel muy importante el comité de Trabajadores de Emaseo Febrero 18, al que está afiliado. Los representantes estuvieron con él en todo momento y le ayudaron a reclamar por sus derechos cuando después de un año de su accidente lo despidieron.

La cabina del automotor en el que viaja Gavilánez todos los días se parece al centro de control de un avión. En el tablero hay unos 16 botones de colores que el joven conoce de memoria. Explica con paciencia para qué sirve cada uno de ellos. Con uno activa la bomba de agua, con otro los cepillos, con otro la fuerza de succión.

Siempre ha sido muy creyente en Dios y dice que por Él pudo levantarse. Después de cuatro años, rememora de lejos los días que se volvían más lentos a la espera de que sus piernas volvieran a moverse y la operación a la que tuvieron que someterlo.

Gavilánez es delgado y mide cerca de un metro 60, pero dentro de su lugar de trabajo luce imponente. No se imagina su vida sin conducir porque lo disfruta mucho desde que su papá le enseñó cuando tenía 12. Sabe que los peligros están siempre presentes, por eso pone mucha atención para no solo cuidar su vida, sino también la de sus dos compañeros que van junto al carro barriendo los residuos.
 

Riesgos generales

Según un documento de la Organización Panamericana de la Salud, el debido tratamiento de los desechos sólidos es prioritario en las ciudades. Los riesgos para quienes laboran con ellos a diario se deben a que en la basura se forman criaderos de insectos, parásitos y otros animales dañinos. Esto “aumenta la posibilidad de la transmisión de enfermedades y puede atraer plagas”. Los desperdicios también pueden contaminar las fuentes de agua y el ambiente.

 

Más Noticias De Noticias de Quito

Quito presenta desempleo y subempleo juvenil

| Una fuerza productiva, de entre 18 y 34 años de edad, está en la desocupación y la subocupación.

Iglesias del Centro de Quito se rehabilitan con 1,3 millones de inversión

| A propósito de la celebración de los 40 años de la declaración del Centro Histórico capitalino como Patrimonio Cultural de la Humanidad, se llevan a delante varias obras de rehabilitación.

Rumiñahui abre sus fiestas con la cabalgata del chagra

| Más de un centenar de chagras cabalgaron por más de cinco horas en Sangolquí.

El rock capitalino le dice no a la xenofobia

| Una campaña le hace frente a la hostilidad en contra de las personas de otras nacionalidades.

Oradores se alistan para intercolegial

| Como parte de los eventos programados por las Jornadas Cívicas y Culturales de la zona Eloy Alfaro, que llega a su edición 14.

Abanderados serán condecorados

| El  Teatro Nacional de la Casa de la Cultura Ecuatoriana será el escenario que recibirá mañana, a las 9:00.

Mercados de Quito tienen sus Santos

| Las asociaciones de vendedores se encargan de ofrecerles misas y conservarlos.

El triunfo del 24 de Mayo y la doctrina de Antonio José de Sucre

Jueves, 24 de mayo de 2018 | | Un vistazo la gesta histórica, donde se destaca el lado magnánimo del Mariscal.

Banco de Alimentos de Quito un puente para la solidaridad

Jueves, 24 de mayo de 2018 | | Se puede aportar como voluntario o hacer donaciones para que la iniciativa siga beneficiando a más gente.

Colegio Shakespeare, un espacio en Quito para aprender emprendiendo

Miércoles, 23 de mayo de 2018 | | Este ‘coworking’ es el primero en una institución educativa y estará abierto a toda la comunidad.

Perros guía se forman en Ecuador para dar luz a los que no ven

Jueves, 17 de mayo de 2018 | | La preparación dura de seis a ocho meses. En ese tiempo los perros aprenden a ser los ojos de otros.

Opciones para apoyar la lucha de los pacientes oncológicos en Quito

Miércoles, 16 de mayo de 2018 | | Cabello para pelucas, alimentos o fondos permiten que las fundaciones sigan trabajando.

Dulces tradicionales evolucionan con la tecnología

Martes, 15 de mayo de 2018 | | Espumilla, ponche y helados han cambiado sus procesos de elaboración con el tiempo.

Madres de los guerreros luchan por verlos felices

Domingo, 13 de mayo de 2018 | | Todos los sábados, cerca de 60 familias comparten en la Escuela Granja de la Fundación Cecilia Rivadeneira.

GALERIA DE VIDEOS